domingo, 18 de junio de 2017

La no promoción de curso, ¿un dilema que se repite cada año?

El maestro y orientador Fran Rubio ha iniciado en LinkedIn un interesante debate sobre la repetición de curso:
Fuente de la imagen: F. Rubio

"
Durante estos días, como cada año, surge el dilema sobre la repetición de curso. Me gustaría que entre todos expusiésemos argumentos en contra y a favor acerca de esta medida de no promoción de curso.  Entre los argumentos en contra, según algunas investigaciones, se encuentra que no suele darse mejora en los resultados académicos cuando se repite. Por otro lado, otras voces a favor de esta medida, consideran la repetición de curso como una toma de conciencia por parte del repetidor de que su esfuerzo es importante para promocionar en el futuro. Es necesario que el alumno entienda los motivos de su repetición y los beneficios que puede conllevar ello, en el caso en el que existiesen. Hay que inculcar a los niños y adolescentes que el esfuerzo es un factor esencial para conseguir objetivos, siempre que se descarten otras variables que puedan estar influyendo en un bajo rendimiento. Como argumento en contra de la repetición de curso, expongo los casos en los que no se llevan a cabo adaptaciones, como cuando un niño presenta lagunas en ciertas materias, haciendo dos veces lo mismo, de igual forma, y sin abordar esas dificultades que presenta y que le hacen desmotivarse y no comprender los nuevos conceptos y procedimientos." (Fran Rubio, 11-6-2017)
Ya tuvimos un debate en OrienTapas sobre si sirve para algo repetir curso pero aquí lo retomamos con algunos de los comentarios recientes.

"A favor,  hay contenidos de niveles inferiores que son básicos para alcanzar el éxito en los superiores. El problema reside que en niveles superiores (ESO) los alumnos saben que si han repetido un curso ya no volverán a repetir ese curso, y hacen menos que el año anterior, conviertiéndose en P.I.L. (pasa por imperativo legal) y de ahí al fracaso escolar es un paso." (Alfonso J. Rodríguez, orientador)
"¡En contra! En todo caso asociado a maduración, nunca como castigo. Una máxima de la conducta: "si quieres fomentar una conducta, estimula el éxito." El castigo sirve para que no se repita una conducta. El estudio no se fomenta con castigar. Funciona en muy pocos casos, en la mayoría para peor. Mejor otras alternativas." (Mariola Rodríguez, orientadora) 
"En mi opinión la repetición de curso debería ir ligada al proceso de maduración del alumno/a... hay niños/as que con ritmos de aprendizaje más lentos a los que repetir curso les puede afectar emocionalmente (se pueden sentir inferiores o no capaces en un futuro)." (Salvador Cuenca, PT y AL) 

¿Qué opinas? Puedes añadir aquí tu comentario o en los debates que abriremos en redes (en Twitter, Facebooken LinkedIn o en Google+).


Enlaces recomendados:

3 comentarios:

  1. Mi opinión sobre este tema no ha variado mucho.

    1) La no promoción no se puede convertir en un castigo hacia los alumnos que no se esfuerzan o se comportan mal. La decisión de no promoción debe estar suficientemente motivada para que familias y alumnos entiendan que es la mejor opción posible.

    2) Creo que la repetición sólo tiene sentido cuando la causa principal es una insuficiente madurez del alumno/a o cuando hay un desfase curricular alto que dificultaría enormemente seguir los contenidos del siguiente curso.

    3) Me consta que en muchos países no existe o es muy excepcional la repetición de curso. En el mismo aula pueden estar trabajando alumnos con objetivos y contenidos de diferente nivel de dificultad. No todo pasa por repetir como solución mágica. De hecho, muchos alumnos terminan haciendo "eso mismo" cuando repiten: vuelven a ver los mismos contenidos educativos sin avanzar porque no se tiene en cuenta su punto de partida. Los contenidos, por muchas veces que "se repitan", pueden seguir siendo inaccesibles sin el apoyo adecuado.

    4) En el fondo, lo más importante no es la repetición o no repetición. Lo importante es establecer un plan de apoyo y trabajo personalizado adaptado a las necesidades de cada alumno y valorar en profundidad si es más factible llevarlo a cabo repitiendo o sin repetir.
    Es indispensable que las familias entiendan el motivo de la "no promoción" de sus hijos. Lo que deben preguntar madres y padres a los tutores es qué se va a trabajar y cómo con su hijo/a en el próximo curso. Si se va a hacer lo mismo ... ¡difícilmente se pueden esperar resultados diferentes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    2. De acuerdo con lo que expones, Alberto del Mazo.
      Lo importante, como recoges, es establecer un plan de apoyo y trabajo personalizado adaptado a las necesidades de cada alumno. En ese plan debemos colaborar y comprometernos todos: profesores, padres y alumnos. La responsabilidad debe ser compartida, al igual que la toma de decisiones.

      Eliminar